Centro Virtual Cervantes  
Foro del español espaciador.gif (43 bytes)
Foro del español Foro didáctico Foro del hispanista  Foro TIC
espaciador.gif (43 bytes)



Asunto: Significado de «a falta de pan buenas son tortas»
La dirección de este hilo es: http://cvc.cervantes.es/foros/leer_asunto1.asp?vCodigo=34580

134381. Mònica Querol Corretjé
  134382. Ignacio Frías
    134392. Estrella Moreno Romero
      134420. Ignacio Frías
  134394. Mireille Tóth
    134469. Marcos Marín Amezcua
      134487. Mireille Tóth
 

134381.
Autor: Mònica Querol Corretjé
Título: Significado de «a falta de pan buenas son tortas»
Fecha y hora: lunes, 27 de octubre de 2008, 14:27 h

Me gustaria saber que significa esta expresión?

Gracias.


134382.
Autor: Ignacio Frías
Título: De cuando la Boutique del pan no existía
Fecha y hora: lunes, 27 de octubre de 2008, 14:50 h

Buenos días, Mónica.

¿Su significado? Cuando se carece de algo, se valora lo que puede reemplazarlo.

Para entender bien el nacimiento de la expresión, conviene retroceder en el tiempo y colocarnos en aquellas comunidades rurales del medievo donde el abastecimiento de víveres —aun de los más básicos— no era cuestión baladí.

En ese entorno, el pan era 'masa de harina, generalmente de trigo, amasada con agua y levadura y cocida al horno después de fermentada, en piezas de distintas formas y tamaños'. Las tortas eran también de harina, pero se hacían con masa menos esponjosa y se les daba una forma más aplastada. ¿Para qué? Sencillamente, para que se conservaran durante más tiempo y no fuera necesario fabricar pan a diario.

Cualquiera prefería acompañar la comida diaria con pan crujiente, pero, si ese día no tocaba, se tenía que conformar con la torta.

Saludos cordiales.
Ignacio

P. D. En 1627, Gonzalo Correas publicó su Vocabulario de refranes y frases proverbiales. Allí recoge la expresión a la que nos estamos refiriendo, pero en una atractiva fórmula rimada: «A mengua de pan, buenas son tortas de Zaratán». Y añadía: «Zaratán, aldea de Valladolid, do hazen buen pan».

Hasta aquí, Mónica, lo relativo a la expresión por la que te interesas. Pero, ya puestos, podemos recordar la existencia de otras tres expresiones castellanas en que interviene tanto el pan como la torta:
  • «Hacer un pan como unas tortas». Para el DRAE, 'hacer algo con gran desacierto o mal resultado'. Insiste en la idea de la superioridad del pan.

  • «Costarle la torta un pan». Se emplea cuando alguien tiene que dar o hacer para conseguir una cosa otra que vale más que ella. De nuevo está presente la idea de la mayor calidad del pan.

    En Cuento de cuentos, Quevedo la usa con un sentido algo distinto:

    Le advierto que si no calla le ha de costar la torta un pan.
    Equivalente a «le ha de costar caro».

  • «Ser una cosa tortas y pan pintado». En 1726, el Diccionario de Autoridades decía:
    Tortas y pan pintado
    Modo de hablar con que se da a entender que lo que al presente se padece se debe considerar como apetecible respecto de lo que se teme que suceda.
    En La Sabiduría de las Naciones, Bastús afirma que la expresión proverbial aparece usada ya en 1434 por el bachiller Fernán Gómez, de Ciudad Real, médico de don Juan II de Castilla. Cervantes la emplea en el capítulo LXVIII de el Quijote:

    Sobresaltóse el corazón de don Quijote y azoróse el de Sancho, porque la gente que se les llegaba traía lanzas y adargas y venía muy a punto de guerra. Volvióse don Quijote a Sancho y díjole:

    —Si yo pudiera, Sancho, ejercitar mis armas y mi promesa no me hubiera atado los brazos, esta máquina que sobre nosotros viene la tuviera yo por tortas y pan pintado.
    El propio Bastús explica el dicho:

    Se llama pintar el pan a imprimir en la pasta antes de cocerla ciertas figuras y algunas labores, unas veces sencillamente con la mano, y otras estampadas con moldes que a propósito tienen los horneros.
    Aplícase a los casos en que los males, comparados con otros mayores, pueden considerarse como bienes, así como las tortas y el pan hecho con adornos y esmero pueden mirarse como un obsequio o como un regalo respecto del pan común.
    Para nuestro diccionario académico «pan pintado» es 'el que se hacía para las bodas y otras fiestas adornándolo por la parte superior'. El adorno se hacía con la «pintadera», sello que permite distinguir los panes hechos en una y otra panadería.


134392.
Autor: Estrella Moreno Romero
Título: Gracias
Fecha y hora: lunes, 27 de octubre de 2008, 16:16 h

Hola, Ignacio:

Como siempre, una explicación tan bien presentada como interesante. Me has hecho descubrir lo de «ser algo tortas y pan pintado», que creo que ni había oído antes.

Besos.


134420.
Autor: Ignacio Frías
Título: Eres muy amable, Estrella
Fecha y hora: lunes, 27 de octubre de 2008, 20:02 h

Un beso.
Nacho


134394.
Autor: Mireille Tóth
Título: María Antonieta de Francia
Fecha y hora: lunes, 27 de octubre de 2008, 16:46 h

Ya en proceso de desatarse la revolución francesa, se dice que cuando las mujeres de París, a falta de harina y trigo fueron directamente a Versalles a encarar a la reina, según se cuenta, Marie-Antoinette habría respondido: “Si no tienen pan que comer, pues, ¡que coman pasteles!” (S'ils n'ont pas de pain, qu’ils mangent de la brioche). NB. "brioche" sería más bien "bollo". Dicen que no fue ella la que pronunció dicha frase, pero la anécdota la aprendimos en la escuela, como todos los niños de Francia...


134469.
Autor: Marcos Marín Amezcua
Título: Y de ultramar, Mireille
Fecha y hora: miércoles, 29 de octubre de 2008, 06:56 h

Hola, Mireille

La anécdota de reproduces sobre María Antonieta (soberana que resolvió sus problemas de jaqueca ¿no es cierto?) se conoce en estas tierras de América y cuando hay algún coloquio alrededor del 14 de julio, sale a colación esta anécdota.

Te agradezco la traducción del término pasteles, del francés; sabía que no era pan con merengue, sino algo más y lo has traducido.

Un beso dulce, dulce


134487.
Autor: Mireille Tóth
Título: Ultramar
Fecha y hora: miércoles, 29 de octubre de 2008, 11:23 h

(lo que en francés es un hermosísimo color azul, "bleu outre-mer". Gracias, Marcos. Dulce, dices. ¿¡Con una barba así?! :o)
¡Que tengas un buen día, besos!
Mireille




Subir

| Portada del CVC |
| Obras de referencia | Actos culturales | Foros | Aula de lengua | Oteador |
| Rinconete | Rayuela | El trujamán | DidactiRed |

| Enviar comentarios |

Centro Virtual Cervantes
© Instituto Cervantes (España), 1997-. Reservados todos los derechos.