Centro Virtual Cervantes

Diccionario de términos clave de ELE

Aprendizaje inductivo

El aprendizaje inductivo es una de las formas de aprendizaje, en la que el aprendiente realiza un proceso que parte de la observación y el análisis de una característica de la lengua, hasta la formulación de una regla que explique dicha característica. Así, pues, el aprendiente realiza un proceso que va de lo concreto (los casos observados de uso de la lengua) a lo general y abstracto (las reglas que se siguen en los usos observados). Esta forma de aprendizaje se suele contraponer al aprendizaje deductivo.

Los aprendientes, de forma inconsciente, tienden a aproximarse a la segunda lengua del mismo modo en que lo hicieron en el aprendizaje de la primera, es decir, generando y verificando hipótesis sobre cómo funciona la lengua que oían y utilizaban. Por esta razón, la pedagogía recomienda que en la enseñanza de lenguas extranjeras se propongan a los alumnos ejercicios que potencien los procesos inductivos.

En el aprendizaje inductivo el alumno tarda más tiempo en comprender una característica de la lengua, en comparación con el aprendizaje deductivo. Pero en contrapartida, esta forma de aprendizaje exige una actitud más activa al alumno, porque es él mismo quien descubre las reglas.

Uno de los argumentos que respaldan con más fuerza una enseñanza inductiva de la lengua es que lo que las personas descubren por sí mismas queda más sólidamente asentado en la mente que lo que se obtiene sin esfuerzo. Asimismo, el descubrimiento de reglas que el alumno realiza por sí mismo le puede resultar más motivador que proporcionarle la regla directamente.

En la enseñanza que favorece la actividad inductiva, el profesor y los materiales proporcionan al alumno muestras de lengua en las que queda resaltado de alguna forma el elemento lingüístico que se pretende enseñar. Asimismo, profesor y materiales le guían para que hagan una reflexión consciente sobre su funcionamiento, comprueben en qué medida su hipótesis es correcta y la apliquen posteriormente. De esta forma, la gramática no parte sólo del profesor o del libro, sino también del alumno.

La enseñanza que tiene una orientación inductiva pretende que el alumno se implique y tenga una actitud activa, lo cual tiene consecuencias positivas en el desarrollo de la autonomía en el aprendizaje, ya que éste se acostumbra a analizar la lengua, formular hipótesis y experimentar con ella.

Otros términos relacionados

Aprender a aprender; Conciencia lingüística; Conocimiento lingüístico; Estilo de aprendizaje; Procesamiento desde abajo; Procesamiento desde arriba.

Bibliografía básica

  1. Castañeda, A. (1997). Aspectos cognitivos en el aprendizaje de una lengua extranjera. Granada: Lingüística y Método.
  2. Giovannini, A., Martín Peris, E., Rodríguez, M. y Simón, T. (1996). Profesor en acción 2. Madrid: Edelsa.
  3. Gómez del Estal, M. y Zanón, J. (1999). «Tareas formales para la enseñanza de la gramática en la clase de español». En Zanón, J. (ed.) La enseñanza del español mediante tareas. Madrid: Edinumem, pp. 73-99.

Bibliografía especializada

  1. Bialystok, E. (1981). «The Role of Linguistic Knowledge in Second Language Use». En Studies in Second Language Acquisition, 4, pp. 31-45.
  2. Fotos, S. (1993). «Consciousness and Noticing through Focus on Form: Grammar Task Performance versus Formal Instruction». En Applied Linguistics, 14, 4, pp. 385-407.
  3. Rutherford, W. y M. Sharwood Smith (Comps.) (1988). Grammar and Second Language Teaching. A Book of Readings. Massachussets: Newbury House.
Centro Virtual Cervantes © Instituto Cervantes, . Reservados todos los derechos. cvc@cervantes.es